Anger of God

The Wrath of God: How to Survive

Cuando conoces a los dioses
lo primero que dicen
es que no quieren serlo
que no son más que esclavos
obligados prisioneros
de los humanos que los crearon
para aplacar sus propios miedos.
Que ellos no odian a nadie
ni son vengativos, que solo
quieren vivir en paz
en sus respectivos Cielos.
Que les han hecho genocidas
y motivo de guerras seculares
blandiendo sus nombres
sin siquiera poder saberlo.

Great Tribulation

Dicen que odian las catedrales
la mezquitas, sinagogas,
porque sus muros bien gruesos
no les dejan ver el Sol
ni sentir la caricia del aire.
¡ Son trampas para dioses !
Dicen que los carceleros
son los mismos que les encerraron
que portando anillos de platino
dicen a gritos que hablan por ellos.
Culpables sin culpa alguna
marionetas de un destino
que nunca desearon
y reniegan de su penar eterno.
El Hombre los hizo a su semejanza
modelando con arcilla
lo que no comprendían
el firmamento de sus propios miedos.

6 comentarios en “Anger of God

  1. DIOS ES MALO, científicamente comprobado

    DIOS ES MALO, DEMOSTRACIÓN CIENTíFICA.

    Varias de las “leyes de Pardo” demuestran científicamente que Dios es malo. Esta es una de ellas, que lo explica mediante un ejemplo.

    Un creyente ofuscado con su amigo agnóstico y ateo le dice: Pero cómo es posible que no creas en Dios y en su infinita bondad? Fíjate en esto: todas las mañanas te despiertas a un nuevo día, cuando pudieras no despertar. Todos los días caminas las cuadras sin que se te caiga un balcón en la cabeza, cuando pudiera caérsete. Cruzas las calles sin que te mate un auto, cuando pudiera hacerlo. Caminas sin caer y lastimarte, cuando pudieras caerte y lastimarte. Piensa en todas las cosas malas que pueden ocurrirte y no te ocurren, sencillamente porque Dios, en su infinita bondad, te está protegiendo. La vida es un milagro y es un milagro estar vivo.

    El ateo responde: Mi querido amigo, nunca entenderás la realidad porque tienes el cerebro lavado. Fíjate en esto: Es mucho más probable despertar que no hacerlo, ya que en ese caso sólo no despertaría una vez. Es mucho más probable que los balcones no caigan a que caigan, ya que se los construye para que soporten un peso sobre dimensionado. Existe cierta atención y precaución, por parte de conductores y peatones que hace que los accidentes disminuyan. Mi querido amigo debo decirte que aún así las tragedias ocurren, si Dios no te da la vida tampoco te puede dar las tragedias, es más, si Dios no te da la vida no te la puede quitar. Dios “creo” la vida para crear con ella la consciencia del dolor y en definitiva seres con capacidad de sentir angustia, tristeza y dolor. No es que Dios evite las tragedias, no es que Dios permita las tragedias. Dios no evita ni permite las tragedias, en verdad es él quien las produce.

    Loa ateos y los agnosticos no creen en el Dios que presenta la religión, pero pueden creer en un Dios malo. Diga lo que diga la religión, la ciencia o la filosofía, Dios existe, porque es lo superior a nosotros mismos, y a todos nosotros juntos.

    Todo, tarde o temprano, termina por destruirse. Si no se contraresta la acción devastadora de Dios el deterioro es mayor y más rápido. Es verdad que la vida es una lucha, pero es una lucha contra el mismo Dios que lentamente nos devora y nos destruye. Desde su nacimiento, y a lo largo de su vida ningún ser humano tiene asegurada la felicidad, pero las tragedias sí.

    El siguiente es un ejemplo que puede aplicarse a todos los órdenes de la vida.

    Una lámpara se enciende y se apaga con cierta frecuencia. Un observador “a” abre los ojos cuando la lámpara se enciende y el observador “b” abre sus ojos cuando la lámpara se apaga, evidentemente el observador “a” ve la lámpara siempre encendida y el ”b” siempre apagada. Ambos observadores discuten, y cada uno dice tener razón. En realidad ambos tienen razón, y a la vez, ambos están equivocados ya que la lámpara se enciende y se apaga.
    Analizando la situación resulta que hay dos verdades, una para cada observador. Pero la verdad es una sola, y es desconocida por los observadores.
    Dios los observa y se divierte con ellos. Luego decide aumentar al doble la frecuencia de encendido y apagado de la lámpara.
    Ahora cada observador ve que la lámpara se enciende y se apaga, se disculpan y finaliza la discusión.
    Luego, Dios agrega a un observador “c” que abre sus ojos cuando la lámpara está encendida, por lo que dice que la lámpara está siempre encendida. Se establece una discusión entre el observador “c” y los otros dos que no logran convencerlo.
    Dios nuevamente observa y se divierte con ellos. Envía ahora a un observador “d” que abre sus ojos cuando la lámpara se apaga.
    El observador “d” dice que todos están equivocados porque la lámpara siempre está apagada.
    La crueldad de Dios es grande, el puede hacer que nos peleemos entre nosotros, haciéndonos creer además que tenemos razón.
    Una de las leyes de Pardo dice: Se puede tener certeza de la verdad, y aún así, estar equivocado. La duda es lo que más se acerca a la verdad.
    Las Religiones monoteístas dicen su creencia como una verdad, y en ésta coinciden en que Dios es infinitamente bueno.
    Dios existe y es malo, ya que tanta maldad en el mundo y en los tiempos, no puede ser azarosa.
    Algunos creen que el mal es la ausencia de Dios, pero el mal es una de las formas en que Dios se manifiesta. Existe una pequeña porción de bien en Dios, y es necesaria, ya que si el mal fuese absoluto Dios se destruiría a sí mismo. Esa pequeña porción de bien existe, ya que es imprescindible.
    Este mensaje es para reconocer la verdad de nuestra realidad, y también para saber que podemos estar en el bien eterno.

    Una de las actividades humanas más frecuentes es la de crear “consciencia”. Cada ser humano es invadido por información de todo tipo. La información llega a pedido, o sin pedirla por la simple razón de estar inmerso en un sistema de cambios y comparaciones permanentes. Pero aunque nos aislemos, nuestros recuerdos serán suficientes para alimentar el generador de nuestra consciencia. Paradójicamente se puede tomar consciencia de un concepto equivocado creyéndolo correcto, es decir la consciencia es “internalizar” un concepto, al margen de que sea bueno o malo, verdadero o falso, correcto o incorrecto. En ciertas condiciones puede ser considerado un lavado de cerebro.. Se puede tomar consciencia del peligro y sus consecuencias, por ejemplo manipulando un arma. Se puede lograr que una persona tome consciencia del dolor, o del sufrimiento adiestrando. Un manipulador puede hacer tomar consciencia de un concepto equivocado para lograr fines propios. Los expertos en crear consciencia de dolor son los religiosos, los cuales dan a la vez el antídoto para luego a través de ellos dejar de sufrir. Se puede llegar a tomar consciencia del mal, del dolor, y de que Jesucristo es su salvador. La consciencia se arraiga con fuerza cuando se crea desde niño, es por eso que los niños son los elegidos para los católicos para ser adiestrados creyendo en una verdad, que en definitiva puede no serlo. Se puede creer en un Dios creador y todopoderoso, pero no se puede creer en un Dios bueno de infinita bondad. Una ecuación sencilla nos dice que si Dios fuese infinitamente bueno la posibilidad del mal es “cero”, es decir el mal no existiría de ninguna forma. Esto no es difícil de entender pero para algunos resulta imposible, es como si les hubiesen asegurado que dos más dos da cinco, sin poder comprobar el error. Se les puede decir que la tierra es plana, que es el centro del sistema solar, que Jesucristo es el hijo de Dios, o el mismo Dios, o cualquier cosa. Es más fácil creer en lo increíble, porque también se cree entonces, que existe la posibilidad de que todo sea distinto. Si todo puede ser distinto en nuestra realidad, las leyes cambiarían, pero de todos modos, si el mal, el dolor y el sufrimiento existen, por lo menos en nuestra realidad, eso nos dice que Dios es indefectiblemente malo. La conclusión nos lleva a crear consciencia de una verdad de nuestra realidad. Dios es malo.

    Le gusta a 5 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s